Publicidad
Publicidad

Protege a tu bebé, no lo expongas al tabaco El tabaco no sólo es nocivo para la persona que fuma, sino también para quienes la rodean y muy especialmente para los bebés, que son más sensibles a los efectos tóxicos. Estudios recientes revelaron que dormir con padres fumadores triplica el nivel de nicotina en el bebé.

Secondhand-smoke-appeal
Articulos relacionados

El tabaco no sólo es nocivo para la persona que fuma, sino también para quienes la rodean  y muy especialmente para los bebés, que son más sensibles a los efectos tóxicos. Estudios recientes revelaron que dormir con padres fumadores triplica el nivel de nicotina en el bebé.

Los recién nacidos que duermen con sus padres sufren lo que se conoce como “humo de tercera mano”. Las partículas tóxicas del tabaco se impregnan en la ropa, en la piel y en el pelo de los padres y transmiten sus efectos nocivos afectando al bebé.

El tabaquismo de los padres está asociado a un mayor riesgo de infecciones y de enfermedades respiratorias como el asma  y enfermedades alérgicas, así como también eleva la presencia de agentes cancerígenos en los niños. También eleva considerablemente el riesgo de muerte súbita del lactante.

Los expertos señalan que ventilar las habitaciones no es suficiente para reducir la concentración de tóxicos.  Si los padres no están preparados para dejar de fumar, será conveniente que al menos dejen de fumar en casa y en el coche aunque esto no disminuye el efecto nocivo del tabaco en la salud de nuestros pequeños.

Está comprobado que la nicotina pasa a la leche materna.  Por el efecto estimulante de la nicotina, el bebé estará menos predispuesto al reposo y el sueño. Algunos estudios aseguran, que el tabaco inhibe la producción de leche.

 

El presente artículo fue elaborado y corregido por el comité asesor de bebesencamino.com.

Publicidad

Todavía nadie ha comentado este artículo. Sé el primero en comentar!
Comentarios

Publicidad
Publicidad

Centros de información

Publicidad
Publicidad
Publicidad