Publicidad
Publicidad

La importancia de la amistad para los niños Durante la infancia los amigos son vitales para el desarrollo de los niños. Las amistades proveen más que solo la diversión de juego. Los amigos contribuyen a que el niño se desarrolle emocional y moralmente. A continuación te contamos que puedes hacer para facilitar la amistad entre los niños.

Friendship-grey-children-image-31000
Articulos relacionados

Durante la infancia los amigos son vitales para el desarrollo de los niños. Las amistades proveen más que solo la diversión de juego. Los amigos contribuyen a que el niño se desarrolle emocional y moralmente. 

En la interacción con amigos, los niños aprenden muchas habilidades sociales, como comunicarse, cooperar, y solucionar problemas, practican el control de sus emociones y responden a las emociones de los otros,  desarrollan la capacidad de estudiar detenidamente y negociar situaciones diferentes que surgen en sus relaciones.

Tener amigos incluso afecta positivamente el desempeño escolar de niños.  Los niños tienden a tener mejores actitudes sobre escuela y aprendizaje cuando ellos tienen a amigos allí. En resumen los niños se benefician enormemente teniendo amigos.

¿Qué podemos hacer los adultos para promover la amistad de los niños?

  • Los niños que participan en actividades fuera de la escuela, como deportes en equipo, proporcionan buenas oportunidades de hacer amigos,  ya que los unirá un interés común.
  • Los adultos también ayudan a los niños a hacer amigos siendo un modelo a imitar. Dirígete a los niños amable y respetuosamente, hazles preguntas  e interésate por lo que te cuentan.
  • Ayuda a tu niño a desarrollar la empatía: Alrededor de la edad de seis o siete, los niños son más capaces de entender los sentimientos y puntos de vista de los demás.  Cuando tu hijo te cuente algún hecho o situación vivida pregúntale como se ha sentido en esa situación y cual es su punto de vista.
  • Ayuda a tu niño a aprender a trabajar en equipo: invita a otros niños para que elaboren proyectos en conjunto, puede ser un trabajo escolar o alguna actividad que se te ocurra los pueda motivar.
  • Incentiva a tu hijo a pedir y ofrecer ayuda a otro niño: si tu hijo tiene dificultad en algún tema escolar sugiérele que pida ayuda a algún compañero y viceversa, que ofrezca su ayuda cuando algún amigo tiene una dificultad.
  • Enseña a tu hijo habilidades valoradas por su grupo de pares: ser capaz de jugar deportes es importante para los niños, enséñales las reglas y habilidades básicas.  No hace falta que tu pequeño se convierta en una superestrella de los deportes pero le facilitará la vida tener algún control sobre los movimientos del juego.

 

 

 

 

 

El presente artículo fue elaborado y corregido por el comité asesor de bebesencamino.com.

Publicidad

Todavía nadie ha comentado este artículo. Sé el primero en comentar!
Comentarios

Publicidad

Centros de información

Publicidad
Publicidad
Publicidad