Publicidad
Publicidad

A la hora de establecer límites Establecer límites es la mayor demostración de amor que puedes tener por tus hijos. Es parte de enseñar y brindar seguridad a los pequeños de prevenir el mal comportamiento y de guiar a tus hijos para que puedan discriminar lo que es correcto y seguro y lo que no lo es.

Limites
Articulos relacionados
Últimos comentarios

Establecer límites es  la mayor demostración de amor que puedes tener por tus hijos.  Es parte de enseñar y brindar seguridad a los pequeños de prevenir el mal comportamiento y de guiar a tus hijos para que puedan discriminar lo que es correcto y seguro  y lo que no lo es.

No pienses en los límites como una manera de retarlos, sino como una manera de educarlos.  Es por eso que hablamos de establecer límites con amor y cariño, para ayudar a tus hijos a distinguir qué comportamientos son aceptables y los que no.

 A continuación encontrarás alguno consejos básicos para establecer límites eficaces:

-Establece límites adecuados a la edad de tu hijo.  Piensa en las habilidades que tiene tu hijo y lo que es capaz de hacer antes de pedirle algo que no pueda cumplir.   Sería absurdo pedirle a un pequeño de 2 años que ordene su cuarto, sin embargo suena bastante lógico para un niño de 8 años. 

-Usa frases simples y claras para establecer límites. No le des más de una orden por frase. Las órdenes múltiples confunden a los niños y hacen que sean menos eficaces completando lo que les pedimos.

-Formula las reglas en forma positiva. En vez de decirle lo qué no puede hacer, elabora reglas que le digan lo que sí puede hacer. En lugar de decirle “no puedes jugar a la pelota dentro de la casa” sería conveniente “Sólo puedes jugar a la pelota en el parque”

 -Actúa con autoridad, convencimiento y seguridad. No hace falta gritar ni perder el control pero si debes estar convencida de que estás haciendo lo correcto por la educación  y seguridad de tu hijo.

-El secreto mas grande de los límites es mantener la coherencia. Si tus hijos perciben que el límite sólo se establece a veces, no van a cumplirlo porque no lo verán como una regla sino como una opción. La consistencia es esencial para que tus límites sean efectivos.

 -Alerta a tus hijos acerca de qué va a pasar si no cumplen con los límites que estableces. Es importante que estés lista para ser consecuente con lo que has anunciado como consecuencia  o penalidad. Con penalidades que no se cumplen, el límite va a pierde validez. Deberás pensar en sanciones pequeñas pero que causen gran impacto en ellos, por ejemplo suspender la televisión por una hora.

-Dentro de los límites que estableces, dales opciones para poder elegir. Cuando les damos opciones, los niños sienten que tienen algo de control en las decisiones que se toman en su entorno y es más probable que cumplan con el límite.

-Respeta sus sentimientos y hazle saber que lo comprendes. Los límites pueden generar mucha frustración en tus hijos. A nadie le gusta que le digan que no puede hacer algo. Ten paciencia y se firme pero con cariño y comprensión.

 -Crea reglas del hogar con tus hijos. Hazles partícipes de la creación de límites y reglas. Cuando son ellos mismos los que han creado las reglas, les será mucho más fácil cumplirlas.

Y en tu caso ¿Cuáles son las penalidades que a tus hijos mas les molestan?

El presente artículo fue elaborado y corregido por el comité asesor de bebesencamino.com.

Publicidad

Hay 3 comentarios
Comentarios

Publicado el 15/04/12 patyriky@yahoo.com.ar
Miembro   Consejera  

4

con Ismael ya lo probé todo y nada cambia porque es hiperactivo

Responder
Miembro  

1

Para mí es fundamental que ambos papás estén de acuerdo con los límites establecidos y no se encuentre con respuestas opuestas.

Responder
Miembro   Amiga   Consejera   Consejera experta  

13

Cuando se dan cuenta que cumples con la sanción que habías puesto, las cosas cambian.

Responder
Publicidad

Centros de información

Publicidad
Publicidad
Publicidad